Muchos fueron los impresores que le dijeron a Jonathan Safran Foer’s, que su libro era imposible de producir. Sin embargo la imprenta belga Die Keure demostró que era posible, y ahora gracias a ellos se puede comprar el libr o de Jonathan que más que una simple historia es una escultura en papel.

tree_of_codes03

tree_of_codes

tree_of_codes02

Se pueden ver más imágenes en su Flickr